Sangria De San Juan A Mi Estilo.



En vista de que el verano ya parece haber llegado y  para quedarse, empiezan a apetecer las bebidas refrescantes típicas de la época.
Es por ello y dada la cercanía de la fiesta de San Juan, que me he animado y os dejo mi versión de Sangría.

En Almería, como en otros muchos sitios de España, es muy habitual pasar la noche del 23 al 24 en las playas con barbacoas y bebidas como la sangría. 
 Os animo a realizarla. Normalmente suele gustar mucho, pero cuidado¡¡¡¡ Esta versión parece muy suave, por la forma de preparación,  pero no dejar de llevar alcohol. 
 En cuanto a la forma de presentación, podemos hacerlo de manera individual, (vasos, copas) en jarras e incluso en un  bol y si la vamos a consumir en casa y no tenemos que transportarla, bien sea a la playa o a cualquier otro lugar, podemos usar como recipiente la propia sandía. 
Los ingredientes se pueden variar, hay quien en lugar del almíbar, usa refrescos, añaden otro tipos de frutas y algún cítrico como naranja o limón. 

Ingredientes:
- 1 litro de vino tinto.
- 200 ml de agua. 
- 150 gr de azúcar.
- 2 ramas de canela. 
- 1 chorro de vermut (martini rojo).
- 1 chorro de licor de canela. 
- 350 gr de sandía. 
- 4 mitades de melocotón en almíbar. 


En primer lugar pondremos el vino en el recipiente donde vayamos a realizar la sangría.

 

 A parte, pondremos en un cazo: el agua, el azúcar y las ramas de canela para conseguir diluir el azúcar, (ya que si la agregamos en frío directamente al vino,  quedará en el fondo y no aportará todo el dulzor  necesario), y admemás nos servira para infusionar la canela.
Además, de este modo conseguimos integrar todos los productos. 
Para mí este paso es fundamental y es lo que sin duda da un sabor diferente a esta sangría.


Limpiamos y picamos la fruta a emplear. A mi me gusta poner solo sandía y melocotón en almíbar. Nada de manzana o pera, que se oxidan con mucha más facilidad. 


Una vez hemos vaciado y picado la sandía, reservaremos la misma ya que nos servirá como recipiente. 


 Troceamos igualmente el melocotón en almíbar en dados.  
Comenzamos a mezclar los ingredientes:
 Añadimos el "almíbar infusionado de canela" al vino, así como la fruta picada, el chorro de licor de canela y el chorro de vermut.
 Removemos,  y dejamos reposar al menos dos horas para que la fruta macere y de ese sabor afrutado a la bebida.  Lo ideal es hacerla por la mañana y consumirla a la tarde/noche.

En el caso de que vayamos a emplear la propia sandía para su presentación, podemos verter la mezcla en la casco de sandía obtenido y dejarlo enfriar directamente en el mismo. Serviremos con la ayuda de un cucharón.

 Dejamos enfriar en la nevera, ya que esta bebida hay que consumirla muy fría. Presenamos y servimos.
 
 





No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Imprimir